For Immediate Release, March 25, 2021

Contact:

Fabiola Nuñez, NRDC, (786) 999-2138, fnunez@nrdc.org
Nathan Donley, Centro para la Diversidad Biológica, (971) 717-6406, ndonley@biologicaldiversity.org
Matt Wellington, PIRG de EE. UU., (845) 591-5646, mwellington@pirg.org
Nydia Gutierrez, Earthjustice, (202) 302-7531, ngutierrez@earthjustice.org

Demanda impugna la aprobación de la EPA sobre el uso de antibióticos de importancia médica como plaguicida en cultivos de cítricos

Se permite el uso de estreptomicina en más de 650,000 acres en Florida, California

WASHINGTON— Una coalición de grupos de interés público, incluidos trabajadores agrícolas, organizaciones de conservación y justicia de la salud, demandó hoy a la Agencia de Protección Ambiental (EPA por sus siglas en inglés) por aprobar la fumigación generalizada de estreptomicina, un antibiótico de importancia médica, en árboles de cítricos para prevenir o tratar la enfermedad del enverdecimiento de los cítricos o cancro de los cítricos.

La práctica de rociar antibióticos en los árboles ha demostrado ser muy ineficaz para combatir estas enfermedades y puede generar resistencia a los antibióticos en las bacterias que amenazan la salud de las personas.

La EPA no se aseguró de que los usos aprobados de la estreptomicina como pesticida no causen daños irrazonables a la salud o al medio ambiente y no evaluó adecuadamente los impactos que puede causar a las especies en peligro de extinción, según la demanda.

La estreptomicina, cuyo uso está prohibido en los cultivos en muchos países, pertenece a una clase de antibióticos que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera “críticamente” importante para el tratamiento de las enfermedades en los seres humanos, como la tuberculosis multirresistente. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en ingles) y la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) expresaron su preocupación por el uso de antibióticos de importancia médica como pesticidas y se manifestaron públicamente en contra.

“Los trabajadores agrícolas ya están expuestos a una mezcla de pesticidas tóxicos en el curso de su trabajo diario”, dijo Jeannie Economos, Coordinadora del Proyecto de Seguridad de Pesticidas y Salud Ambiental de la Asociación de Trabajadores Agrícolas de Florida. “Es inconcebible que la EPA utilice a los trabajadores agrícolas como conejillos de indias cuando se trata de bacterias resistentes a los antibióticos que ponen en riesgo la salud de ellos y de sus hijos. En lugar de promover esta solución falsa y arriesgada, la EPA debe buscar formas efectivas de controlar las enfermedades de los cítricos que sean seguras para nuestro suministro de alimentos y para los trabajadores esenciales y sus familias que sustentan nuestro sistema alimentario”.

La decisión de la agencia da luz verde al uso de más de 650,000 libras de estreptomicina en cultivos de cítricos solo en Florida y California. Por el contrario, los Estados Unidos actualmente usan solo alrededor de 14,000 libras de aminoglucósidos, la clase de antibióticos que incluye la estreptomicina, con fines médicos cada año.

La aprobación de la EPA de la estreptomicina como pesticida siguió a una aprobación similar hace dos años del antibiótico “extremadamente” importante oxitetraciclina para usar en los mismos cultivos de cítricos.

“Permitir que los antibióticos que salvan vidas se utilicen como pesticidas es una práctica innecesaria y peligrosa que alimenta una creciente epidemia de salud pública: la resistencia a los antibióticos”, dijo Allison Johnson, defensora de políticas alimentarias sostenibles en NRDC (Consejo para la Defensa de los Recursos Naturales). “La EPA debe defender las prácticas agrícolas que protegen a los trabajadores agrícolas y sus comunidades, la salud pública y el medio ambiente, como promover suelos saludables y una agricultura diversificada, sin aumentar el uso de pesticidas peligrosos”.

Investigaciones recientes sugieren que la resistencia a los antibióticos está en aumento a nivel nacional, con un estimado de 162,000 personas en los Estados Unidos que mueren cada año por infecciones resistentes a los antibióticos. Además, el uso indebido de antibióticos ha fomentado la resistencia de las bacterias causantes de la tuberculosis; la pandemia mundial de tuberculosis todavía mata a más de 1 millón de personas en todo el mundo cada año.

“Poner en peligro una herramienta esencial para controlar la pandemia mundial de tuberculosis al permitir que se rocíe en árboles de cítricos es el colmo de la irresponsabilidad”, dijo Nathan Donley, científico principal del Centro para la Diversidad Biológica. “Los principales funcionarios de salud mundial han sonado la alarma sobre el uso excesivo de medicamentos esenciales como la estreptomicina, pero la oficina de pesticidas de la EPA está bendiciendo imprudentemente su uso como pesticida”.

La OMS clasificó la resistencia a los antibióticos entre las 10 principales amenazas para la salud en 2019.

“Cuanto más se implemente el uso de antibióticos, mayor será el riesgo de que las bacterias resistentes a los medicamentos prosperen y se propaguen. Los expertos estiman que las infecciones resistentes a los medicamentos podrían matar a 10 millones de personas en todo el mundo por año para 2050, casi cuatro veces más personas de las que han muerto en todo el mundo de COVID-19”, dijo Matt Wellington, director de campañas de salud pública de los Grupos de Investigación de Interés Público (US PIRG por sus siglas en inglés). “Rociar antibióticos de importancia médica en los cultivos de cítricos es absurdo bajo cualquier circunstancia, pero es especialmente absurdo cuando sabemos que no va a resolver los problemas de la industria de los cítricos”.

El propio análisis de la EPA indica que el uso generalizado de estreptomicina también podría tener efectos dañinos a largo plazo en los mamíferos que se alimentan en los campos tratados. La agencia no ha analizado cómo este cambio podría afectar a mamíferos específicos en peligro de extinción y amenazados que se alimentan o anidan en y alrededor de estas plantaciones de cítricos, o que dependen de cursos de agua contaminados por el antibiótico. La EPA tampoco ha evaluado adecuadamente el riesgo que representa la estreptomicina para los polinizadores, cuya salud y supervivencia ya están comprometidas por una amplia gama de factores estresantes, incluidos otros pesticidas.

La demanda de hoy fue presentada en el Tribunal de Apelaciones del Noveno Circuito por Beyond Pesticides, Centro para la Diversidad Biológica, Environmental Confederation of Southwest Florida (ECOSWF), Farmworker Association of Florida, Farmworker Justice, Migrant Clinicians Network, NRDC y U.S. PIRG. Las partes están representadas por abogados internos y Earthjustice.

El Centro para la Diversidad Biológica es una organización nacional de conservación sin fines de lucro con más de 1,7 millones de miembros y activistas en línea dedicados a la protección de especies en peligro de extinción y lugares salvajes.